Mauro Picotto
(09 de Junio de 2007)



Celebras 20 años en las cabinas, ¿cómo ha cambiado la escena electrónica mundial desde que pinchabas en el club Popsy hasta ahora?

Por supuesto que todo era bastante diferente, han pasado casi 22 años de aquello, no 20 y es demasiado tiempo. La escena electrónica era completamente diferente. Yo empecé, al igual que la mayoría de deejays de todo el mundo, por la pasión que sentía por la música y me sentía muy realizado. En aquellos momentos pinchaba todo tipo de música, empezando por una especie de italo house, house, new beat, techno, trance... Ahora como sabéis he apostado por el camino del techno pero más en la línea electrónica, abarcando aspectos más amplios del techno, ya que creo que no tengo barreras musicales en ese sentido, no me encasillo sólo en el techno. Creo que todo lo que hay alrededor de la música electrónica y las influencias tecnológicas que ha ido sufriendo a lo largo de los años es bueno para el progreso de la música y eso también afecta a mi forma de pinchar ya que para mi la música y esos avances son un estilo de vida propio.

A mitad de carrera sufriste una gran metamorfosis, pasando de ser una estrella trance a superhéroe techno (como describen muchas de tus biografías), es una pregunta obligada... ¿a qué se debió ese cambio?

Bueno, el cambio vino porque cuando pinchaba trance me divertía mucho ya que es una música que me transmitía emociones, me hacia sentir muchas cosas, pero luego hubo un momento en el que empecé a notar que mi emoción con esa música dejó de ser la misma. Me di cuenta de que las producciones, no sólo las mías si no los temas trance que salían en todo el mundo, no tenían la misma calidad, al menos para mi, para lo que yo entendía como trance, ya que según mi punto de vista es un estilo que debe darte realmente muy buenas vibraciones. En ese momento decidí que tenía que cambiar, buscar una música que me transmitiese algo parecido, que me hiciese sentir la música y en aquel momento del cambio, para mi, era el techno. El techno era el estilo que me llenaba realmente en ese momento. Creo que me ha ido bien, además en esta línea, yo me encuentro bien con la música, estoy teniendo bastante trabajo, va a ser mi cuarto año en Ibiza con las sesiones Meganite, creo que estamos en la línea correcta, cuando otras fiestas han empezado a ir para abajo, la mía va hacia arriba y esto es genial.

Muchas veces, por lo menos en España, muchos artistas consolidados en un estilo no aceptan o no respetan a otros que provienen de estilos distintos, ¿te ha pasado esto alguna vez?

¿En serio? ¿Por qué piensas eso? Yo no creo que sea así, de verdad. España es un país más… Todas las zonas mediterráneas están un poco más aletargadas durante el año pero esperan al verano para mostrar su escena, para enseñar lo que tienen y España está entre ellas. No creo que esté por detrás de nadie.

En España - por suerte cada vez menos - vamos un paso por detrás del resto de Europa, la primera vez que estuviste en Madrid, en la sala Sönique, muchos esperaban el Mauro Picotto del "Like this like that" o el "Komodo", en cambio, tus sesiones ya eran puramente techno, ¿cómo recuerdas esa noche? Esa sala ahora es un lago...

¿En serio? ¿La han tirado de verdad? Lo siento por vosotros. Bueno hace mucho tiempo de eso pero te diré que siempre disfruto cuando pincho y no guardo malos recuerdos de mis sesiones así es que no tengo nada más que decir.

Como ya has dicho, el cambio no te fue mal: varios premios como residente de Ibiza, creación de Megatine, presente en los mejores clubs y festivales del mundo... ¿cómo crees que hubiese sido tu carrera si hubieses seguido apostando por el trance?

¡Posiblemente sería más rico! Por ejemplo, en América o en Reino Unido el trance sigue siendo muy popular, quizá en Reino Unido puede ser porque han estado más cerrados a otros sonidos o han tenido menos información acerca de la música electro.

"Komodo" y "Proximus" además de ser dos grandes hits y dos de los temas que más me gustan de tu época "trance", dieron fruto a dos videos que bien podrían ser un cortometraje, uno era la continuación del otro, dos partes de una misma historia (como la película Especies) que tú mismo protagonizaste cual estrella de Hollywood, ¿cómo recuerdas la experiencia?

Hace mucho de eso ya, fue alrededor del año 2001 y hay una gran historia alrededor de esto. Cuando empecé en Italia con ese estilo entorno a 1998, recuerdo que intentaba exportar ese sonido fuera de mi país y una de las casas discográficas más importantes del Reino Unido estuvieron escuchando mis discos y llegaron a la conclusión de que no era música apta para su mercado. Dos años después, resultó que ya si era música para su público, justo cuando yo estaba iniciando mi cambio y, como os decía antes, esa música ya no me entretenía tanto; pues bien, resulta que en ese momento empezó a tener éxito fuera de Italia lo que había hecho dos años antes. Yo nunca reniego de lo que he hecho hasta el momento, porque lo he hecho con el corazón pero al mismo tiempo, antes que productor soy deejay y siempre pincho lo que siento que es mejor en cada momento. Es por esto que es posible que algunas veces haya gente que no se sienta a gusto con lo que pincho en momentos determinados porque quiere oír algunos de mis clásicos, lo siento de verdad, pero cuando es Meganite es una cosa, cuando es Mauro Picotto en ocasiones pincho clásicos y otras veces música más actual.

Por lo que dices, ¿consideras que precisamente esos temas marcaron la frontera entre el Mauro Picotto del trance y el de techno?

No se cual fue el límite de verdad. En aquella época posiblemente aquellos fueron dos de mis mejores éxitos pero tampoco una frontera. Ahora he vuelto al estudio después de mucho tiempo sin producir, más de año y medio, porque sentía que era el momento, y está a punto de salir mi último disco tras tres meses de trabajo muy duro. Considero que la música que traigo ahora es mejor, menos contundente que entonces, siguen teniendo mucha melodía pero no demasiado hortera. Es un buen momento para la música.

Navegando por la red, hemos visto que en una de tus visitas a Caracas (donde eres un auténtico ídolo) hubo un grave tiroteo... ¿cómo viviste este desagradable suceso?

Fue hace aproximadamente 3 años y justo antes de empezar la actuación un chico disparó a otra persona que murió dentro de una sala y hubo varios heridos. No puedes pinchar después de que ocurra algo así, me negué a pinchar, sobre todo por respeto a la persona que había fallecido. Además, después, la policía llegó en seguida e hicieron muchas inspecciones buscando el arma que el asesino había abandonado en algún sitio. Pero tengo que decir una cosa, no creáis en ninguna historia que oigáis sobre Sudamérica, es peligroso por supuesto, pero ahora está todo mucho mejor. Creo que fui de los primeros en empezar a pinchar allí hace unos 7 años y la gente es muy agradable, siempre te tratan genial. No hagáis caso de la gente que intenta meterse con Sudamérica, es un lugar genial para pasarlo bien y divertirse, de verdad.




1
2
3
 

Cultura Rave, 2002-2007. Todos los derechos reservados.
Contacto  |  Añadir a Favoritos  |  Página de Inicio  |  Versión anterior de la web
Web optimizada para una resolución mínima de 1024 x 768.